IMPUTADOS POR LA SUELTA DE VISONES

Cada año se denuncian en España miles de casos de maltrato animal. Uno de los incidentes más estremecedores es el de los visones. Gracias a asociaciones como Igualdad Animal y Equanimal conocemos su brutal ritual de muerte, con vídeos e imágenes que muestran el destino de los 400.000 visones que albergan la cincuentena de granjas existentes en nuestro país. El caso se complica. Ya hay 25 personas imputadas, entre ellas el fotógrafo brasileño Jonás Amadeo Lucas, activista defensor de los derechos de los animales.

Visón en cautiverio con signos de maltrato y enfermedad.

FOTO  ©  Jonás Amadeo Lucas

.

Por Lucas de la Cal para GEA PHOTOWORDS

 

Mahatma Gandhi dijo: “La grandeza de una nación y su progreso moral pueden ser juzgados según la forma en que tratan a sus animales”.

Las asociaciones en defensa de los animales denuncian que cada año hay miles de casos de maltrato animal en España. Algunos se quedan en el olvido. Otros ni llegan a trascender. No hay datos concretos de cuántos casos de maltrato animal se denuncian anualmente. La mayoría llega a los tribunales gracias a asociaciones como Igualdad Animal o Equanimal y no todas las resoluciones son las esperadas o “deseables”. Y la mayoría ni se cumplen.

La polémica sobre el maltrato animal ha resurgido en las últimas semanas. Primero con la Iniciativa Legislativa Popular para que la fiesta de los toros se convierta en Bien de interés Cultural, que ha puesto en pie de guerra a las asociaciones antitaurinas. El tema siguió con las declaraciones el pasado martes del diputado de UPyD Toni Cantó, que dijo que “los animales no tienen derecho a la vida ni a la libertad”. Una frase que ha traído una oleada de indignación en las redes sociales.

Además, está el caso de los visones, uno de los más llamativos y sonados en los último años. Igualdad Animal denunció a principios de este mes la imputación de trece personas más (ya van 25) por parte del magistrado del Juzgado de Instrucción Número 2 de Santiago de Compostela, José Antonio Vázquez Taín, en el caso que se inició en junio de 2011 tras las sueltas de visones que se produjeron entre 2007 y 2009.

El 22 de junio de 2011 más de 200 miembros de los cuerpos de seguridad del estado, efectuaban una redada en las casas de 12 activistas por los derechos animales. Se les acusa de las liberaciones de visones ocurridas en los años 2007 y 2009 en Galicia. Además les atribuyen una serie de acciones como sabotaje a infraestructuras de centros de explotación animal, así como de organización ilícita y amenazas. Tres de estos activistas pasaron 19 días en prisión preventiva. A día de hoy, todos se encuentran en libertad provisional con cargos, y deben presentarse cada mes a firmar en los juzgados.
Los 12 pertenecían a las organizaciones Igualdad Animal y Equanimal, ambas conocidas por sus mediáticas acciones, como irrupciones a pasarelas, saltos al ruedo, sabotajes a la caza e investigaciones en centros de explotación animal.

“Nos acusan de entrar sin permiso en las granjas para salvar a los visones. Hicimos un rescate abierto, que es un acto de desobediencia civil, y que tienen un amplio respaldo social y son considerados por la mayoría de la sociedad como una forma legítima de ayudar a los animales. Estos actos de desobediencia civil son imprescindibles para que la realidad del maltrato animal salga a la luz pública. Nuestra única intención es dar a conocer su explotación y rescatar a los animales del infierno en el que viven día a día”, defiende Sharon Nuñez, activista de Igualdad Animal e imputada en el caso.

Jonás Amadeo Lucas es un fotógrafo brasileño que lleva cinco años publicando sus fotografías de denuncia del maltrato animal en medios de todo el mundo. También está imputado. “Activistas en defensa de los animales pudimos documentar mediante vídeos y fotografías la crueldad con la que tratan a los visones en las granjas peleteras. Si su final es cruel, no lo es menos su existencia. Encerrados en jaulas, las condiciones higiénicas son precarias. Las enfermedades se ceban con ellos. Algunos animales se vuelven locos en su cautiverio y se lastiman a sí mismos. Quizá lo más cruel de todo esto es la muerte lenta y dolorosa que estos desalmados les infringen para que no sufra ningún daño la piel. Algunos de los métodos que utilizan para quitarles la vida, es asfixiarlos, envenenarlos, electrocutarlos, o golpearles la cabeza hasta que mueran o pierdan el conocimiento”, denuncia el fotógrafo.

 

IRREGULARIDADES

 

El proceso, según los colectivos de derechos animales, presentó desde el principio una serie de irregularidades. Los activistas no pudieron estar presentes durante todo el registro que hizo la policía. El juez que instruye el caso, José Antonio Vázquez Taín -conocido en Galicia por encargarse de casos conocidos por su elevado interés mediático como el del Códice Calixtino- obvió su presunción de inocencia y los acusó públicamente de ser los responsables de los hechos. Pocas horas después de los registros, las imágenes de sus casas estaban siendo publicadas por los medios de comunicación, violando así el secreto de sumario, bajo el cual se encontraba el proceso. “El juez se refirió a nosotros en los medios de comunicación como de ecoterroristas“, cuenta Jonas.

La Guardia Civil describió a los detenidos como “ecologistas radicales que forman parte de la rama española del Frente de Liberación Animal”, aunque los arrestados niegan la “existencia como tal” del Frente de Liberación Animal, al que supuestamente han sido vinculados por la Guardia Civil. “Nos han cogido como cabezas de turco para criminalizar el movimiento”, denuncian

 

CAMARAS OCULTAS EN LAS GRANJAS

 

El maltrato animal es delito en nuestro país. La Guardia Civil cursó más de 10.300 denuncias en 2012. Sin embargo, “nadie ha ingresado aún en prisión por haber maltrato a un animal en España”, afirma Arancha Sanz, abogada de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Madrid.

La Investigación en granjas de visones llevada a cabo por Equanimal entre los meses de Febrero y Diciembre de 2009, muestra la crueldad con la que tratan a estos animales. Durante esos meses, Equanimal visitó gran parte granjas de visones del estado: Galicia, Castilla y León, Madrid, Aragón y Comunidad Valenciana. La investigación cuenta con grabaciones telefónicas, cámaras ocultas dentro de las granjas, infiltración de activistas haciéndose pasar por trabajadores del gremio, extracción de documentación informativa de sus oficinas, vigilancia durante días enteros en granjas, agresiones y hasta un intento de atropello. La investigación revela que hay 400.000 visones en medio centenar de granjas, el 90% de ellas en Galicia. Y como son sacrificados y despellejados estos animales para la elaboración de abrigos de piel y complementos.

.

Lucas de la Cal Martín estudia periodismo en la Universidad Complutense de Madrid y es colaborador de GEA PHOTOWORDS y del periódico El Mundo. Es diplomado en Educación Sexual y Prevención de ITS (Infecciones de transmisión sexual).

.

, , , , ,

2 Responses to “IMPUTADOS POR LA SUELTA DE VISONES”

  1. Pet For Passion
    2 julio, 2014 at 11:45 #

    Cualquier persona que ser caaz de hacer esto a un animal, sea cual sea, es un monstruo

  2. maria silvia lopez
    4 diciembre, 2016 at 13:00 #

    que liberen a los defensores de los animales!

Responder a maria silvia lopez Click here to cancel reply.

Leave your opinion here. Please be nice. Your Email address will be kept private.