MINGO VENERO GANA EL PREMIO INTERNACIONAL DE FOTOGRAFÍA DOCUMENTAL GEA PHOTOWORDS

`Silenciosa espera´ del fotógrafo santanderino Mingo Venero ha sido el trabajo premiado en esta III Edición del Premio Internacional de Fotografía Documental GEA PHOTOWORDS. En su trabajo nos muestra una realidad que a pesar de estar muy cerca nos queda muy lejos: Mingo documenta y denuncia la precariedad y la vulnerabilidad en la que se encuentran cientos de emigrantes subsaharianos que tras cruzar durante meses el Magreb llegan a Marruecos esperando su oportunidad de cruzar a Europa. El ganador fue elegido entre los quince finalistas que optaban al premio REVELA Premio Internacional de Fotografía a los Titulares de los Derechos Sociales de este año. Certamen que nació con el cometido de apoyar económicamente a los proyectos de intervención social seleccionados a partir de los reportajes fotográficos presentados a concurso.

 

SILENCIOSA ESPERA_19

Foto de la serie `Silenciosa espera´ del fotógrafo  Mingo Venero ganadora de la III Edición del Premio Internacional de Fotografía Documental GEA PHOTOWORDS.

 

Redacción GEA PHOTOWORDS

 

Huyen del hambre, se enfrentan a numerosos peligros atravesando precariamente todo el Magreb, muchas veces incluso a pie en una horrible travesía en la que no hay cabida para el desánimo y a la que sólo sobreviven los más fuertes. Han dejado atrás sus vidas para hacer realidad lo que es casi una utopía: alcanzar el primer mundo, trabajar y salir adelante, ayudar a sus familiares que dependen de ellos. ¿Quién no lo haría en una situación desesperada? En la mayoría de los casos conseguir el dinero para poder probar suerte supone ahorrar durante años, dejando incluso a sus familias endeudadas y, cuando llegan a Marruecos, cuando el sueño está al alcance de la mano, cuando se tiene la costa europea enfrente y ya ha pasado lo peor, la lenta espera que se extiende ante ellos se convierte en una pesadilla. 

En los últimos años Marruecos se ha convertido en el principal punto de entrada a Europa de estos inmigrantes originarios de Senegal, Congo, Costa de Marfil, Níger, Nigeria, Camerún o Mali, y, por ende, también en un país de destino para ellos, al menos temporalmente. No cesamos de ver con horror en la noticias el calvario que sufren los cientos de inmigrantes atrapados en las numerosas ciudades en las que esta misma presión migratoria se está convirtiendo en un problema por la falta de recursos e infraestructuras básicas para acogerlos. Mientras tanto en Europa reducimos los fondos para la cooperación al desarrollo pero los mantenemos para políticas de externalización de fronteras.

Los migrantes son un colectivo muy vulnerable. Con regularidad son víctimas de arrestos policiales, robos y agresiones de toda índole por parte de las mafias de tráfico de seres humanos y de la policía marroquí. Debido a sus situación administrativa irregular, su condición social y las barreras culturales y lingüísticas, su acceso al sistema básico de salud marroquí es muy complicada y su salud muy precaria. La gran mayoría de ellos viven acampados como pueden en bosques a las afueras de las ciudades fronterizas cercanas a Ceuta, Melilla y Argelia y en unas condiciones higiénicas que son indignas para cualquier ser humano.

El trabajo de Mingo Venero está ligado al de la ONG internacional de desarrollo médico “Médicos de Mundo” de Bélgica, que atiende a las poblaciones y colectivos más vulnerables no sólo ante catástrofes y emergencias médicas sino también a largo plazo promoviendo el acceso y el derecho a la salud.

 

SILENCIOSA ESPERA_23

Foto de la serie `Silenciosa espera´ del fotógrafo  Mingo Venero ganadora de la III Edición del Premio Internacional de Fotografía Documental GEA PHOTOWORDS.

 

EL AUTOR

Fotógrafo documental, Mingo Venero inicia su formación de la mano del fotógrafo Manuel Alcalde. En 2007 el Centro Jardins de la Pau de Barcelona le concedió la beca “Fotografia i Societat” y ganó el “Certamen Nacional Pancho Cossío” en la categoría de fotoperiodismo. Desde entonces no ha dejado de publicar sus reportajes sociales en distintos medios de comunicación a la par que lo compagina con la docencia en cursos y talleres de fotografía y realizando diversas exposiciones tanto individuales como colectivas a nivel nacional e internacional.

En 2011 cofundó el colectivo Calle 35, espacio abierto para disfrutar y divulgar la fotografía de calle. Actualmente está desarrollando proyectos fotográficos personales en colaboración con varias ONGs en materia de Derechos Humanos. El pasado año fue finalista del prestigioso premio internacional de fotografía humanitaria Luis Valtueña.

En sus propias palabras: “Creo en la fotografía como herramienta para el cambio de conciencias humanas. Cambiar el mundo es muy difícil, imposible podría decir, pero no por eso voy a dejar de creer que los esfuerzos de muchas personas por cambiar las cosas no van a ser en vano. La fotografía es la herramienta, la “excusa” que encontré para mostrar, con mi punto de vista, una parte de lo que ocurre en el mundo. Contar historias siempre a través de las personas que han querido ser la voz y la imagen de muchas otras que son anónimas”

“Silenciosa espera” es parte del tercer capítulo de su proyecto personal “Errantes por un sueño” que trata sobre la migración subsahariana a Europa desde la costa noroccidental de África. Investigación en cinco capítulos y que comenzó en 2006 cuando se vivió la llamada “crisis de los cayucos” con la llegada a Canarias de más de 31000 inmigrantes.

Desde entonces la situación ha cambiado y las maniobras de los gobiernos para evitar estas masivas llegadas han hecho que las rutas hayan variado y se hayan establecido en el norte de África. Las medidas aplicadas por los países afectados blindaron el Estrecho de Gibraltar que siempre fue uno de los puntos de entrada hacia Europa más utilizado. Las rutas de salida de las pateras fueron poco a poco desplazándose a los países más occidentales de África, principalmente Mauritania y Senegal de donde partían las embarcaciones repletas de personas. Tras unos años de oleadas de pateras y cayucos llegando tanto a las islas como a la península (2005,2006 y 2007) el número de llegadas de inmigrantes descendió y actualmente es Marruecos la principal vía para poder traspasar la frontera española bien en embarcaciones o intentando saltar las temidas vallas fronterizas para pasar a Ceuta o Melilla.

 

SILENCIOSA ESPERA_27

Foto de la serie `Silenciosa espera´ del fotógrafo  Mingo Venero ganadora de la III Edición del Premio Internacional de Fotografía Documental GEA PHOTOWORDS.

 

EL PROYECTO

Su trabajo quiere servir para apoyar y mejorar las estructuras marroquíes existentes para la asistencia primaria integral a la población migrante, por un lado cofinanciando en un 20% la partida de personal local y al mismo tiempo movilizando una red de voluntariado en las zonas de Marruecos que tienen una mayor presión migratoria. La política en materia de inmigración de Marruecos ha cambiado recientemente estando dispuestos a contribuir a una mejor atención sanitaria de estas personas. Médicos del mundo celebra esta iniciativa y se propone apoyar a las estructuras sanitarias existentes desde su saber adquirido por su experiencia en el terreno en estas últimas décadas. La intención no es la de crear un sistema de atención sanitaria básica paralelo al existente sino apoyarlo. A través de la movilización de una red de voluntarios y asociaciones que trabajan en materia de salud y migración se espera poder ofrecer una atención sanitaria accesible y de calidad, un fortalecimiento de la protección de los derechos de los migrantes y la inclusión de un enfoque médico-psico-social integral en la atención primaria de salud.

 

LA ONG

Médicos del mundo (MdM) es una ONG independiente apolítica y aconfesional que promueve el desarrollo humano mediante la defensa del derecho fundamental del acceso a la salud y a una vida digna. MdM se creó en 1980 escindiéndose de Médicos sin fronteras por diferencias de índole ideológico al considerar que era responsabilidad suya no sólo el proporcionar la asistencia médica sino que como organización humanitaria debían denunciar las violaciones de derechos humanos. Desde 1999 Médicos del mundo Bélgica es una delegación independiente que se basa en el compromiso de todos sus miembros dentro y fuera del sector médico. Médicos del Mundo está presente en España, Alemania, Argentina, Bélgica, Canadá, Estados Unidos, Francia, Grecia, Japón, Países Bajos, Portugal, Reino Unido,Suecia y Suiza.

Entre sus líneas de actuación destacar: cooperación internacional de ayuda al desarrollo, acción humanitaria prestando ayuda de emergencia frente a catástrofes naturales o conflictos, proyectos de inclusión social, movilización social para promover el cambio social, y la creación de una red internacional de MdM, tanto en la concepción de la ayuda a las personas más desfavorecidas, como en el trabajo de implantar una idea de solidaridad global en todos los países.

 

 

 

, , , , ,

No comments yet.

Deja un comentario

Leave your opinion here. Please be nice. Your Email address will be kept private.